Periodistas exiliados preocupados más por el «auge del autoritarismo en la región» que por caza a la prensa

Washington DC — 

El candado de 54 medios de comunicación en Nicaragua por órdenes del Gobierno de Daniel Ortega, la confiscación de otras tres empresas periodísticas más la clausura de unas 1.800 organizaciones no gubernamentales son para Carlos Fernando Chamorro, director de Confidencial, la máximo fe del “drástico candado” en su país.

Chamorro comparte reflexiones con otros periodistas de Venezuela y Cuba que han experimentado la persecución y coinciden que atrás de los atropellos al libre práctica del periodismo está el tiranía, sin importar los matices, sean estos de izquierda o derecha, y que tienen aguado que hay "preocupante auge" en la región.

También lea Nicaragua encabeza sombrío panorama de la democracia en Centroamérica, según analistas

Últimas actualizaciones

Compartir

Artículos relacionados